En este artículo os compartimos algunos consejos sobre cómo pueden los supermercados reducir el desperdicio alimentario.

Reducir el desperdicio alimentario en los supermercados, o en la gran distribución en general, es un desafío urgente. Para ello, se han de conocer las causas que lo generan, que son diversas: stocks excesivos (sobresotcks), pedidos no ajustados, fechas de caducidad cortas, productos de temporada que pueden volverse obsoletos rápidamente, promociones que generan excedentes temporales, la introducción de nuevas referencias que pueden desplazar a productos existentes, y varios imprevistos operativos.

El desperdicio alimentario conllevan un coste considerable para los supermercados.

En España, el desperdicio representa, en promedio, el 1,5% del volumen de facturación de la mayoría de los actores del sector alimentario. Siendo su rentabilidad media del 2%, la gestión del desperdicio se ha vuelto una necesidad económica imperativa.

Para abordar esta problemática, y reducir el desperdicio de alimentos en los supermercados, es fundamental encontrar el equilibrio adecuado. Dado que los supermercados almacenan grandes cantidades de productos con diferentes fechas de caducidad, deben seguir ofreciendo una amplia selección de alimentos manteniéndolos frescos y minimizando la cantidad que se desecha. Esto implica implementar estrategias como una gestión más precisa de inventarios y pedidos, optimización de las promociones para evitar excedentes, y una planificación más eficiente de la rotación de productos. Además, es crucial mejorar la colaboración con proveedores y redistribuir los alimentos no vendidos a organizaciones benéficas o programas de redistribución de alimentos para reducir las pérdidas y maximizar el valor de los productos.

A continuación, listamos una serie de consejos para reducir el desperdicio alimentario en los supermercados, así como maximizar la rentabilidad:

Detección temprana

La detección de los productos con fechas próximas a vencer es una tarea que puede ser laboriosa en un entorno de supermercado tradicional, donde persiste el uso predominante de métodos manuales de registro. La digitalización de esta tarea reduce significativamente el tiempo necesario y simplifica el trabajo para los empleados. Además, la detección temprana permite activar los procesos de optimización y valorización del producto a tiempo.

Con Phenix Date puedes simplificar la detección i el control de los productos que van a caducar pronto gracias a un sistema de alertas. Ves a la página de Phenix Date, para saber más.

Venta a precios reducidos

Aplicar descuentos en productos que pronto vencerán favorece que se vendan las existencias antes de que caduquen. Esto permite rescatar alimentos que de otro modo serían desechados, a la vez que brinda a los consumidores la oportunidad de adquirir productos frescos y de calidad a precios más accesibles. Además, al aplicar estas buenas prácticas, se logra un equilibrio donde se evita el desperdicio, se beneficia a los consumidores y se incrementan los ingresos para el establecimiento.

Con Phenix Tag, puedes aplicar promociones a tiempo a los productos que van a caducar pronto y te permite llevar un control y un seguimiento de las ventas de estos productos. Ves a la página de Phenix Tag, para saber más.

Donaciones a organizaciones benéficas, de forma profesional y recurrente.

Las donaciones a organizaciones benéficas representan una herramienta fundamental para reducir el desperdicio alimentario, y su integración en el proyecto de Ley de Prevención de Pérdidas y Desperdicio Alimentario subraya su relevancia. Sin embargo, llevar a cabo este proceso de manera integral y profesional implica más que simplemente donar: requiere un cambio de procesos y una colaboración óptima entre los supermercados y las entidades sociales. Las donaciones evitan el desperdicio de recursos utilizados en la producción, procesamiento, distribución y comercialización de alimentos, al tiempo que proporciona ayuda directa a quienes más lo necesitan.

Con la gestión integral de las donaciones y la tecnología Phenix Connect, puedes implementar un proceso de donaciones estructurado, que te permitan donar todo tu excedente, garantizando la seguridad alimentaria y con un equipo de soporte a tu disposición para ayudar a tus empleados siempre que lo necesiten.

Fiabilidad de los datos y mejora continua

Garantizar la fiabilidad de los datos e identificar patrones de desperdicio es esencial para realizar análisis de calidad y tomar decisiones fundamentadas. La precisión en la entrada de datos es el primer paso crucial en este proceso. Así, establecer procesos de entrada de datos precisos y estandarizados, implementar controles de validación en tiempo real y utilizar herramientas de calidad de datos son elementos clave. Además, fomentar una cultura de retroalimentación y mejora continua es esencial para mantener la integridad de los datos.

En resumen, la reducción del desperdicio alimentario en los supermercados no solo es posible, sino que también es una oportunidad para promover prácticas comerciales sostenibles y éticas.

En Phenix, nuestra visión va más allá de reducir el desperdicio alimentario; buscamos soluciones rentables con un impacto positivo tanto financiero como extrafinanciero. Estamos demostrando que es posible alcanzar resultados económicos sólidos al mismo tiempo que generamos beneficios sociales y ambientales significativos, apostando así por una economía circular y sostenible. Al implementar estrategias inteligentes, desde la gestión de inventarios hasta la educación del consumidor, los supermercados pueden marcar una diferencia significativa en la lucha contra el desperdicio de alimentos.

Si eres propietario de un supermercado o trabajas en el sector minorista, considera adoptar algunas de estas estrategias para contribuir a la reducción del desperdicio y al mismo tiempo mejorar la rentabilidad de las tiendas.

¿Listo para implementar soluciones para disminuir el desperdicio alimentario en tu supermercado?

Baptiste Revol, Key Account Manager, 689 640 081.